Filtrar por

Categorías

Categorías

Nº de jugadores

Nº de jugadores

Edad

Edad

Disponibilidad

Disponibilidad

Filtros activos

  • Nº de jugadores: 3 a 7
  • Nº de jugadores: 3 a 7
  • Nº de jugadores: 3 a 7

Just One

Precio 21,99 €

¡Colaborad todos juntos para descubrir el máximo de palabras misteriosas posible!

Just One es un juego cooperativo de adivinanzas para entre 4 y 7  jugadores. Vuestra misión es averiguar cuantas más palabras secretas  mejor, antes de que se acaben las cartas del mazo. Un divertido juego  perfecto para toda la familia y que supone una manera divertida de  mejorar habilidades como la deducción lógica y herramientas como el  vocabulario, la capacidad de expresión y la síntesis. Buscad la mejor  pista para ayudar todo lo posible a vuestro compañero y sed originales,  ¡porque las pistas idénticas quedarán anuladas! 

Tempurra

Precio 12,95 €

Tempurra es un divertido juego de cartas preparado para 3 a 7 jugadores a partir de 6 años de edad. Mediante una mecánica de forzar la suerte, tendrás que comer todo lo que puedas mientras tratas de limitar el juego de tus oponentes… ¡y evitas comer demasiado porque si te descuidas puedes explotar!

Perfecto para jugar con los niños, en familia o en la sobremesa tras una reunión con amigos, Tempurra (o Tem-purr-a) es un título de partidas muy ágiles y reglas sencillas.

¡Desplumados!

Precio 14,90 €

A causa del temporal, tu granja y la de otros granjeros de la zona se han visto gravemente afectadas y todas las gallinas se han escapado. Ahora deberás recuperarlas antes que el resto de contrincantes. En él, cada jugador dispone de cuatro cartas, con las cuales podrá, en su turno, realizar una de las siguientes acciones: colocar una gallina en su zona de juego (el corral). Fastidiar a cualquier rival con una carta especial como el tornado, la gallina impostora o los zorros. Intercambiar una gallina por otra en la zona de la pradera. Todo ello con el objetivo de recuperar cuatro gallinas del mismo color en su zona de juego antes que los demás. Ganará el primero que lo consiga. ¿Quién dijo que ser granjero era fácil?